Cómo hacer podcast totalmente gratis

A estas alturas de la película me sigue sorprendiendo que haya gente que le guste esto de la radio y que quiera hacer sus pinitos…pero cosas más raras se han visto, ¿verdad?

En fin, que si quieres enseñarle al mundo tus creaciones hay manera de hacerlo sin gastar ni un duro, más allá de la conexión a Internet, que esa es obligatoria (aunque, ya puestos, también se puede encontrar alguna biblioteca o centro cívico en que no cobren)

Bien, lo primero que vas a necesitar es algún programa que te permita grabar y editar el sonido.  Sin entrar en el campo profesional (y por lo tanto, de pago) el mejor que yo he encontrado en los últimos años ha sido Audacity . Un software fantástico de código libre que permite la edición multipistas y que ofrece un repertorio de efectos limitado pero suficiente si de lo que se trata es de empezar. Con Audacity también puedes guardar proyectos y eso es muy interesante: dejas la tarea a medio hacer y la retomas cuando tengas nuevos ánimos. Por defecto te va a exportar (léase guardar) los archivos en wav, pero para conseguir guardarlos en mp3 basta con obtener el codec Lame e indicar la ruta en que lo has guardado.

Una buena opción, ya que estamos, es descargarnos un fantástico conversor de archivos de audio, DBPowerAMP. Concretamente, la versión 10 del programa. Van ya por la 14, pero la 10 es la última gratuita que hay y francamente va muy bien. Instala el codec Lame, con lo cual ya tenemos resuelto el problemilla de Audacity.

Ofrece un montón de posibilidades. Entre ellas, activarlo con sólo hacer click con el botón derecho del ratón sobre un archivo de audio y marcar CONVERT TO.  Luego ya es cosa tuya elegir entre las diferentes opciones para que el audio resultante quede como quieras.

Al instalarlo también consigue un extractor de Cds. Un ripper, vamos, que también funciona de primera y que te permitirá convertir las pistas de tus CDs de música a mp3.

Bien, ya tenemos nuestro podcast grabado y convertido a MP3. Ahora nos falta encontrar un alojamiento gratuito para ponerlo a disposición de todo el mundo.

De todos los que he probado, Mixcloud es el que más me ha convencido. Es un poco pesadito porque te obliga a catalogar el audio que subas de manera muy completa y posiblemente eso no te hace falta, pero a cambio ofrece posibilidades muy interesantes.  La principal es que la única limitación es que tu archivo no puede pesar más de 100 Mb. Eso, desde luego, no es problema. Un archivo de una hora, en estéreo, con un bitrate de 128, pesa 55 Mb. Y esa es, en mi opinión, una calidad exagerada para un podcast. Se puede dejar en la mitad…y en la mitad de la mitad. En definitiva: sobra material.

Mixcloud puede enlazarte directamente con tus cuentas de Facebook y de Twitter pero, la verdad, no te lo recomiendo a no ser que tu público objetivo sea inglés. El mensajito que deja con este sistema automático no es muy molón y parece preferible que uno mismo redacte la presentación de su podcast y pegue el enlace en Facebook que, hoy en día, es una de las mejores maneras de hacer llegar tu trabajo a todo el mundo.

Anuncios

Acerca de Edu Navarro

Fui periodista. ¿Lo soy ahora? Ver todas las entradas de Edu Navarro

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: